dis

Solicitud de visa para sirios fue transparente y legal

  • Son expertos en inteligencia, especializados en terrorismo
  • Su visita al país no representaba ningún peligro para la seguridad nacional.
  • El evento se canceló por razones de logística y también las visas concedidas a los expertos sirios, quienes , por consiguiente, no vinieron a Costa Rica.
La solicitud para que se otorgara visa a ocho personas de origen sirio, presentada por la Dirección de Inteligencia y Seguridad (DIS); a la Comisión de Visas Restringidas, el 25 de octubre pasado; fue una gestión de oficio, transparente y acorde con lo establecido por la Ley General de Migración y Extranjería.
“El trámite lo hicimos totalmente apegados a derecho, apegados a la ley y estrictamente dentro del ámbito de nuestras competencias”, aseguró el Director de la DIS, Mariano Figueres Olsen.
Según explicó, se trató de personas expertas que habían sido invitadas al país para que aportaran sus conocimientos especializados en un simposio de inteligencia sobre terrorismo, que estaba organizando la DIS para finales de noviembre último, con la participación de varios servicios de inteligencia de otros países.
Sin embargo, el evento se canceló por razones de logística y coordinación de agendas de los invitados. Por tanto, las visas concedidas a los expertos sirios se rescindieron y, por consiguiente, no vinieron a Costa Rica.
La asistencia a seminarios o simposios es una práctica normal y de orden operativo en los servicios de inteligencia; en esta oportunidad, nuestro país sería el anfitrión.
“Como se sabe, las amenazas ahora son globalizadas y tenemos que responder en conjunto con otros servicios de inteligencia, especialmente, aquellos que consideramos más cercanos para trabajar, porque compartimos las mismas amenazas. El intercambio de información, experiencias y conocimientos es una labor proactiva y de prevención”, aseveró el jerarca.
Antes de solicitar el otorgamiento de las visas, la DIS revisó los perfiles personales y profesionales de todos, y constató que su visita al país no representaba ningún peligro para la seguridad nacional, advirtió Figueres Olsen.
Preocupado por la interpretación que se le ha dado al hecho, el director de la DIS, hizo un llamado a la prudencia: “Tenemos que cuidarnos de no caer en el estigma de que quien sea sirio es terrorista. Hay una tragedia humana en Siria, hay un éxodo superior al millón de personas, no quiere decir que, a pesar de lo que sucede allá, podamos generalizar, hay que tener cuidado con la valoración que se hace de las personas y no etiquetarlas”.